beauty2 heart-circle sports-fitness food-nutrition herbs-supplements
Bienestar

Guía rápida de la berberina

15 Enero 2018

La berberina es un alcaloide que se encuentra en muchas plantas, pero más notablemente en las plantas sello de oro (Hydrastis canadensis), bérbero (Berberis vulgaris), uva de Oregón (Berberis aquifolium) e hilo de oro (Coptis chinensis). Estas plantas tienen un largo historial de usos en una gran lista de problemas de salud. Muchos estudios clínicos doble ciego con berberina aislada han mostrado un éxito significativo en el tratamiento de la diarrea aguda, el síndrome de colon irritable, la diabetes de tipo 2, la alta presión sanguínea, los lípidos elevados en la sangre, la enfermedad de Alzheimer y el cáncer.

La berberina y la diarrea aguda:

Se ha comprobado que la berberina es efectiva ante las diarreas provocadas por varios tipos diferentes de organismos, incluyendo la E. coli (diarrea del viajero), Shigella dysenteriae (shigelosis), Salmonella paratyphi (intoxicación alimentaria), B. Klebsiella, Giardia lamblia (giardiasis), Entamoeba histolytica (amebiasis) y Vibrio cholerae (cólera).

Estos resultados indican que la berberina parece ser efectiva para tratar la mayoría de infecciones gastrointestinales comunes con resultados comparables a los antibióticos estándar en la mayoría de los casos. De hecho, los resultados fueron mejores en varios estudios. La ventaja de la berberina sobre los antibióticos convencionales es que ejerce una acción antimicrobiana selectiva que se dirige a una amplia gama de organismos causantes de enfermedades, incluyendo la Candida albicans, aunque no ejerce ninguna acción contra especies bacterianas que ayudan a la salud, como las especies de Lactobacilli y Bifidobacter.

SIBO, IBS y berberina:

Se ha demostrado que la berberina tiene efectos sobre el síndrome del intestino irritable (IBS, por sus siglas en inglés) y varios estudios preliminares sugieren que la berberina podría ser efectiva también en el sobrecrecimiento bacteriano en el intestino delgado (SIBO, por sus siglas en inglés).

El IBS está asociado con alguna combinación de:

  • Distensión o dolor abdominal
  • Función intestinal alterada, estreñimiento o diarrea
  • Hipersecreción de moco colónico
  • Síntomas dispépticos (flatulencia, náusea, anorexia)
  • Diversos grados de ansiedad o depresión

Con frecuencia existen otros síntomas asociados con la enfermedad del SIBO, dentro de los que incluyen:

  • "Confusión" cerebral
  • Fatiga
  • Dolor de articulaciones
  • Problemas cutáneos: acné, eccema, sarpullidos o rosácea
  • Pérdida de peso

En un estudio doble ciego de 2015, 196 pacientes con IBS con diarrea predominante recibieron aleatoriamente berberina (200 mg) o un placebo (vitamina C, 200 mg) dos veces al día durante ocho semanas. El grupo de la berberina mostró una mejora significativa en la diarrea y menos urgencia y frecuencia en la defecación, cambios que no tuvo el grupo con placebo. El grupo de la berberina también experimentó un 64,6 % de reducción en el dolor abdominal comparado con las puntuaciones iniciales al final del estudio. La berberina disminuyó significativamente la puntuación general de los síntomas del IBS, la puntuación de la ansiedad y la puntuación de la depresión. Por último, y no es sorprendente, la berberina se asoció a una mayor puntuación en la calidad de vida en los pacientes, aunque dicho cambio no se vio en el grupo del placebo.

Varios estudios sugieren que la berberina podría ser efectiva en el SIBO. Además de las ventajas señaladas arriba en el IBS, la berberina inhibe claramente el sobrecrecimiento bacteriano y de la levadura en el intestino delgado; en modelos animales la berberina mejora la motilidad intestinal.11 Esta acción es otro objetivo esencial en pacientes con SIBO (e IBS).

Efectos de la berberina en el azúcar en la sangre, los lípidos y la hipertensión:

La berberina ha sido ampliamente estudiada en pruebas clínicas para disminuir el azúcar en la sangre, los lípidos y la hipertensión. Recientemente, el Diario de Etnofarmacología publicó una reseña detallada de los 27 estudios clínicos con berberina en estos trastornos que proporcionaron una respuesta clara a las preguntas sobre su seguridad y eficacia.

Los resultados mostraron bastante convincentemente que en el tratamiento de la diabetes mellitus tipo 2, la berberina (500 mg entre dos y tres veces al día), junto con intervención en el estilo de vida, disminuyó el nivel de azúcar en la sangre en ayunas, después de las comidas y la hemoglobina glicosilada (HbA1c) más efectivas que la intervención únicamente en el estilo de vida o un placebo. Cuando se comparó la berberina con medicinas hipoglicémicas orales utilizadas en la diabetes tipo dos como la metformina, glipizida y rosiglitazona, no hubo una importancia estadística entre el tratamiento con berberina y con estas medicinas. En otras palabras, los resultados clínicos vistos con la berberina están a la par con los de las medicinas, pero sin efectos secundarios significativos.

La misma clase de resultados comparativos vistos en la diabetes tipo dos se encontró en el tratamiento de niveles elevados de lípidos en la sangre (colesterol y triglicéridos) y alta presión sanguínea. Con relación a sus efectos en los lípidos en la sangre, no solo disminuye el colesterol LDL y el total, sino que al contrario que las estatinas, la berberina también disminuye los triglicéridos en la sangre y eleva el colesterol HDL beneficioso. La berberina también ha demostrado disminuir la apolipoproteína B un 13-15 %, que es otro factor de riesgo muy importante para reducir las enfermedades cardiacas. Los estudios también han respaldado que la berberina combinada con las medicinas convencionales en estos problemas de salud es segura y puede producir mejores resultados que las medicinas utilizadas en solitario. Los efectos secundarios de la berberina aparecieron con proporciones mucho más bajas y más suaves que las medicinas con receta. Los efectos secundarios se vieron principalmente en dosis más altas (p. ej., 500 mg, tres veces al día) e incluyeron náuseas, diarrea, estreñimiento, distensión abdominal y dolor abdominal.

La berberina produce estos efectos metabólicos en diversos mecanismos fisiológicos. La mayoría de sus acciones están relacionadas con la proteína quinasa activada por AMP (AMPK), una enzima involucrada en la regulación de los niveles de energía del cuerpo. Al dirigirse a esta ruta, la berberina induce a las células a tomar glucosa, convirtiéndola en energía. Activar la AMPK también es esencial para el funcionamiento de la berberina para regular los lípidos en la sangre, como el colesterol LDL, el colesterol total y los triglicéridos. Esta enzima actúa como un interruptor maestro, regulando la producción de energía y de almacenamiento además del metabolismo de los lípidos. Ayuda a quemar ácidos grasos en las células, a estabilizar los receptores del colesterol LDL y a inhibir la formación de los lípidos por el hígado.

También promueve la sensibilidad de la insulina incrementando el número y actividad de los receptores de insulina disponibles. Esto permite que la misma concentración de insulina sea más efectiva para sacar la glucosa del flujo sanguíneo. Utilizar la insulina más eficientemente es una base para apoyar con éxito unos niveles saludables de azúcar en la sangre.

La berberina en la pérdida de peso:

También se ha examinado la berberina como una ayuda para perder peso en dos pruebas clínicas doble ciego.  En un estudio, 37 hombres y mujeres con síndrome metabólico recibieron 300 mg de berberina tres veces al día durante tres meses. Los niveles del índice de masa corporal (IMC) cayeron de 31,5 a 27,4. En otro estudio, 500 mg de berberina tres veces al día provocaron una pérdida de peso media de 5 libras (2,27 kg) en un periodo de 12 semanas. También hubo mejoras en la sensibilidad a la insulina y las hormonas reguladoras de grasas.

Dosis recomendada para adultos

Una cápsula de 500 mg antes de las comidas con un vaso de agua, dos o tres veces al día.

Efectos secundarios:

La berberina es tolerada generalmente bien a los niveles de dosis recomendados. En estudios clínicos con 500 mg, entre dos y tres veces al día, los efectos secundarios son generalmente leves y pueden incluir náuseas, diarrea, estreñimiento, distensión abdominal o dolor abdominal.

La berberina y las plantas que contienen berberina no se recomiendan durante el embarazo.

Interacciones:

La berberina puede interferir con la absorción de la tetraciclina y antibióticos relacionados. La berberina produce una inhibición significativa de las enzimas CYP3A en humanos. Debido a que la mayoría de las medicinas son metabolizadas por estas enzimas, la berberina podría reducir la eliminación de muchos medicamentos, potenciando así sus efectos.

Las plantas con berberina podrían aumentar los efectos de las medicinas hipoglicémicas orales por su multitud de efectos antidiabéticos. Las personas que tomen medicinas hipoglicémicas orales deberían controlar los niveles de glucosa en la sangre si toman berberina. Podría ser necesario ajustar la dosis de la medicina.

Precauciones:

Al igual que todos los suplementos, manténgase fuera del alcance de los niños.

Artículos relacionados

Mostrar Todos

Bienestar

Espirulina y Chlorella: Algas con beneficios saludables

Bienestar

Beneficios del Arnica Montana para la salud

Bienestar

9 beneficios de la Coenzima Q10 para la salud