beauty2 heart-circle sports-fitness food-nutrition herbs-supplements

¿Garganta irritada? Pruebe estos remedios naturales respaldados por la ciencia

Por el Dr. Eric Madrid 

En este artículo:


La garganta irritada es una afección frecuente que todos padecemos en un momento u otro. Entre las causas principales de la garganta irritada, solo una requiere antibióticos. La prevención y al tratamiento de los síntomas para la mayoría de los casos de una garganta irritada pueden emplear una estrategia natural. 

Causas principales de la garganta irritada:

  • Garganta irritada viral (infecciosa)
  • Garganta irritada bacteriana (infecciosa)
  • Garganta irritada fúngica (infecciosa)
  • Relacionada con alergias (no infecciosa)
  • Relacionada con el reflujo ácido (no infecciosa)

Es importante descubrir la causa de la garganta irritada. La causa infecciosa más frecuente es la infección viral. No obstante, en ocasiones, las infecciones virales o incluso las fúngicas también pueden ocasionar una garganta irritada infecciosa. También hay dos causas frecuentes no infecciosas: irritación por goteo posnasal (generalmente causada por alergias o sensibilidades a alimentos) e irritación y dolor causados por el reflujo ácido. 

Síntomas frecuentes de la garganta irritada

Los siguientes síntomas pueden ser frecuentes con los cinco tipos de irritación en la garganta.

  • Enrojecimiento
  • Hinchazón
  • Irritación 
  • Comezón 

Generalmente el dolor empeora al tragar comida, líquidos e incluso saliva. 

Si la irritación en la garganta es infecciosa, pueden estar presentes los siguientes síntomas adicionales: 

  • Fiebre
  • Dolores de cabeza 
  • Hinchazón en los nódulos linfáticos
  • Placas blancas en las amígdalas
  • Erupción cutánea
  • Dolores musculares
  • Dolores en las articulaciones 
  • Dolor abdominal (generalmente solo se observa en los niños)
  • Vómitos (generalmente solo se observa en los niños)

El tratamiento de la garganta irritada depende de la causa 

Garganta irritada viral

La irritación en la garganta causada por un virus generalmente se resuelve sin intervención en un plazo de una semana. No obstante, si el dolor es severo o persistente, se debe consultar a un médico para asegurarse de que los síntomas no sean el resultado de una bacteria. También se puede presentar irritación en la garganta durante un resfriado (infección en las vías respiratorias superiores) o una influenza, y generalmente se ve acompañada por tos y congestión. 

Los adolescentes son especialmente susceptibles a la irritación en la garganta causada por el virus de Epstein-Barr, también conocido como mononucleosis, o simplemente “mono”. Se trata de una infección viral severa que puede causar dolor en las articulaciones, erupción en todo el cuerpo, fiebre, agrandamiento del bazo y fatiga severa. Se debe tener en cuenta que los antibióticos no son útiles cuando la causa de la irritación en la garganta es viral; si se administra antibióticos a una persona con una infección de mononucleosis, con frecuencia presenta una erupción distintiva como efecto secundario. Los síntomas de la mononucleosis pueden durar hasta cuatro semanas antes de resolverse completamente.

Garganta irritada bacteriana

La causa más frecuente de una irritación bacteriana de la garganta es el streptococcus pyogenes, llamado frecuentemente estreptococo. La gonorrea y la clamidia, ambas infecciones de transmisión sexual, también pueden causar irritación en la garganta y tonsilitis. Los médicos con frecuencia se guían por características clave para ayudar a diagnosticar la irritación bacteriana de la garganta. La infección por estreptococo en la garganta con frecuencia se asocia con lo siguiente:

  • Fiebre superior a los 101 °F (38,3 °C)
  • Ausencia de tos
  • Bolsillos de pus blanco o lesiones en la parte posterior de la garganta 
  • Sensibilidad en los nódulos linfáticos

El tratamiento para las infecciones bacterianas incluye antibióticos (una vez más, es importante recordar que los antibióticos no sirven para las infecciones virales o fúngicas). En contadas ocasiones, puede formarse un absceso en las amígdalas debido a estreptococo u otra bacteria. Cuando sucede esto, puede ser necesario un procedimiento quirúrgico menor para drenar ese absceso.

Garganta irritada fúngica

Puede presentarse una infección fúngica en la garganta en las personas con diabetes (a los hongos les gusta el exceso de azúcar) y con sistema inmunitario comprometido. También puede producirse como efecto secundario de los antibióticos, que pueden destruir las bacterias saludables de la boca y la garganta. Este tipo de infección se denomina comúnmente candidiasis. En la mayoría de los casos, se recomienda tratar la causa y/o tomar medicamentos antifúngicos. 

Garganta irritada relacionada con la alergia

Las personas que padecen síntomas alérgicos crónicos con frecuencia sufren de goteo posnasal, flujo crónico de mucosidad que pasa por la parte posterior de la garganta. Con frecuencia esto produce irritación e inflamación, lo que causa dolor o incomodidad. Es fundamental encontrar el componente que causa la reacción alérgica y, si se desconoce el origen, se puede consultar a un alergista. Los tratamientos antialérgicos y los enjuagues de los senos paranasales pueden ser útiles para aliviar los síntomas molestos.

Garganta irritada causada por el reflujo ácido

El reflujo ácido crónico puede causar voz rasposa y en ocasiones irritación en la garganta. Hacer cambios en la dieta y hacer comidas más pequeñas y frecuentes es útil para muchas personas. Se debe consultar a un médico si los síntomas del reflujo ácido duran más de dos semanas. En ocasiones se necesitan medicamentos recetados. En un artículo anterior, hablé de los métodos naturales para ayudar con los problemas de digestión. 

Métodos convencionales para la garganta irritada

Después de identificar la causa de la garganta irritada, se puede recurrir a lo siguiente:

  • Tomar medicamentos para el dolor de venta libres (paracetamol, acetaminofeno, ibuprofeno, etc.)
  • Hacer gárgaras con agua salada y tibia (media cucharada de sal en agua tibia. Precaución: no tragar)
  • Usar un humidificador
  • Mantener una ingesta de fluidos adecuada
  • Evitar los alimentos acídicos
  • Evitar el humo de tabaco

Métodos naturales para la garganta irritada 

También pueden emplearse métodos naturales. Nota: estas prácticas no se recomiendan como tratamiento para las personas con infecciones bacterianas o fúngicas. En esos casos se debe consultar a un médico. No obstante, los siguientes métodos pueden ser beneficiosos para ayudar a fortalecer el sistema inmunitario y controlar los síntomas. 

Los siguientes tratamientos son principalmente para personas con infecciones virales. Las recomendaciones también pueden ayudar con los síntomas de las infecciones bacterianas y fúngicas pero, una vez más, es mejor recurrir a un médico para tratar estas afecciones. 

Equinácea

La echinacea purpurea es una hierba perenne que se utiliza desde hace casi 2000 años, y sus orígenes se remontan a los pueblos indígenas de Norteamérica. Se ha utilizado para tratar infecciones respiratorias e irritaciones en la garganta. 

Un estudio de 2015 en JAMA demostró que, aunque no se observaron beneficios en la prevención del resfriado, el uso de la equinácea podría acortar la duración de la enfermedad. Por extensión, también podría disminuir los síntomas del resfriado, incluida la irritación en la garganta. 

Un estudio de 2016 study publicado en Holistic Nurse Practitioner demostró que la equinácea podría ayudar a prevenir el resfriado común y, por lo tanto, los síntomas de la irritación en la garganta. Otros estudios han demostrado conclusiones similares. La equinácea se consume frecuentemente como té, extracto o suplemento.   

Saúco

El saúco, una planta con flores, ha sido utilizado con fines medicinales durante cientos de años por pueblos nativos de todo el mundo. En los últimos años, la popularidad del saúco ha ido en aumento. 

El saúco se ha utilizado en la medicina tradicional para tratar el dolor relacionado con la artritis. Muchos también lo han utilizado para controlar los síntomas del resfriado. Muchos en Sudamérica llevan generaciones utilizando el saúco con fines medicinales. Los pueblos nativos de Estados Unidos han utilizado el saúco como tratamiento para diversas infecciones y fiebre, mientras que, en Europa, las frutas del saúco se han usado para elaborar jarabes con fines medicinales. 

Hay estudios de medición de los valores de ORAC (capacidad de absorción de radicales de oxígeno) que demuestran que el saúcotiene niveles de antioxidantes más altos que los arándanos azules y rojos, que son conocidos por sus niveles elevados de antioxidantes y sus beneficios para la salud. 

Un estudio de 2016 demostró que el saúco podría reducir la duración de los síntomas del resfriado en los viajeros por aire, mientras que un estudio de 2009 en Phytochemistry demostró que el saúco puede tener efectos similares a los de los medicamentos recetados oseltamivir (Tamiflu) y amantadina. Asimismo, un estudio de 2014 llegó a la conclusión de que el saúco podría ser un tratamiento efectivo para el virus de la influenza. La garganta irritada es un síntoma frecuente de la gripe. 

Raíz de jengibre

El nombre científico del jengibre es zingiber officinale, y sus raíces se conocen como zingiberis rhizoma. El jengibre es una planta con flores con origen en el sudeste asiático, pero sus gruesas raíces también se han utilizado en práctica médica tradicional de China, India, Polinesia y África. También es una especia popular en la cocina. 

En la medicina ayurvédica y la medicina tradicional china , el jengibre es apreciado por sus propiedades sanadoras y medicinales. Sus ingredientes activos son el gingerol y el shogaol.

En la medicina tradicional, el jengibre es muy respetado como tratamiento para las infecciones de las vías respiratorias superiores. Múltiples estudios han demostrado que la raíz es un inhibidor de COX-2, lo que le permite cumplir un rol similar al de los fármacos AINE (ibuprofeno, naproxeno, indometacina). 

El jengibre también ha demostrado que produce actividad anticolinérgica dentro de las vías respiratorias. Esta propiedad ayuda a reducir la congestión mucosa dentro del pecho y reduce los síntomas de la tos, por lo que el jengibre es una excelente opción para ayudar a tratar los síntomas del resfriado y la influenza. También puede reducir el dolor relacionado con la irritación en la garganta. 

Té verde

El té verde es el té más consumidor del mundo y el segundo líquido más consumido del mundo, después del agua. Después de una cirugía importante, es común la irritación en la garganta debido al tubo respiratorio utilizado cuando el paciente está anestesiado. 

Un estudio de 2016 en Anesthesia Pain Medicine demostró que los pacientes que se habían sometido a cirugía de bypass a corazón abierto habían presentado una mejora en sus síntomas de irritación en la garganta, en comparación con la solución de placebo, después de hacer gárgaras con una solución de té verde cada seis horas el día posterior a la cirugía. Los investigadores creen que los efectos antiinflamatorios del té verde ayudaron a reducir el dolor causado por la irritación en la garganta. Varios otros estudios han demostrado resultados similares. 

Miel

La miel se recomienda en todo el mundo desde hace mucho tiempo para ayudar con la tos y otros síntomas relacionados con la garganta. Un estudio de 2015 evaluó los beneficios de la miel para reducir el dolor después de una amigdalectomía, un procedimiento quirúrgico para extirpar las amígdalas. Los resultados demostraron que la miel podría ser beneficiosa para reducir los síntomas de dolor general.

Raíz de regaliz

Un estudio de 2013 en Anesthesia and Analgesia evaluó a pacientes que se habían sometido a cirugía con tubo respiratorio. En este estudio se evaluaron 236 pacientes. La mitad se hicieron gárgaras con una solución de agua y azúcar, mientras que la otra mitad usaron una solución de extracto de regaliz y agua. La conclusión de los investigadores fue: "Las gárgaras con regaliz redujeron a la mitad la incidencia de irritación en la garganta. Las gárgaras con regaliz antes de la inducción parecen ser una forma sencilla de prevenir una complicación frecuente y molesta.” 

Raíz de malvavisco

La raíz de malvavisco (Althaea Officinalis) es una hierba nativa de Asia occidental, el norte de Asia y Europa. Se la utiliza desde hace milenios para fines medicinales para tratar los problemas digestivos y respiratorios. En un estudio de 2018 se llevó a la conclusión de que la raíz del malvavisco podría ser útil para las personas con tos seca. Los participantes también tenían irritación en la garganta. El malvavisco puede consumirse como suplemento, pero también en té. 

Hierbabuena 

La hierbabuena es una hierba muy conocida, disponible también como aceite esencial. La hierbabuena, un híbrido de la menta acuática y la menta verde, tiene hojas y tallos con vello y prefiere las áreas con sombra y humedad. La hierbabuena es nativa de Europa y tiene numerosos beneficios para la salud. Cuando se consume como té, puede aliviar la garganta. Cuando se la inhala, su aroma también puede ayudar a abrir los senos paranasales congestionados. Dosis sugerida: beber como té o utilizar como aceite esencial en un difusor. 

Pastillas para la garganta

Las pastillas para la garganta vienen en muchas fórmulas y puede reducir los síntomas de la tos y ayudar a aliviar la irritación en la garganta. No obstante, muchos las disfrutan incluso cuando no están enfermos, porque sus deliciosos sabores también pueden servir como golosina. Entre los sabores frecuentes se cuentan miel, eucalipto, mentol, té verde, equinácea, anís, cereza y muchos más. 

Referencias:

  1. Karsch-Völk M, Barrett B, Linde K. Echinacea for preventing and treating the common cold. JAMA. 2015;313(6):618–619. doi:10.1001/jama.2014.17145
  2.  Holistic Nurse Practitioner. 2016 Jan-Feb;30(1):54-7. 
  3. https://www.scientificamerican.com/article/what-are-orac-values/
  4.  Nutrients. 2016 Mar 24;8(4):182. doi: 10.3390/nu8040182.
  5.  Phytochemistry. 2009 Jul;70(10):1255-61. doi: 10.1016/j.phytochem.2009.06.003. Epub 2009 Aug 12.
  6.  J Int Med Res. 2004 Mar-Apr;32(2):132-40.
  7.  Mbaveng, A.t., and V. Kuete. “Zingiber Officinale.” Medicinal Spices and Vegetables from Africa, 2017, pp. 627–639., doi:10.1016/b978-0-12-809286-6.00030-3.
  8.  Chrubasik, S., et al. “Zingiberis Rhizoma: A Comprehensive Review on the Ginger Effect and Efficacy Profiles.” Phytomedicine, vol. 12, no. 9, 2005, pp. 684–701., doi:10.1016/j.phymed.2004.07.009
  9.  Rahmani, Arshad H et al. “Active ingredients of ginger as potential candidates in the prevention and treatment of diseases via modulation of biological activities” International journal of physiology, pathophysiology and pharmacology vol. 6,2 125-36. 12 Jul. 2014
  10. Anesth Pain Med. 2016 May 9;6(3):e32108. doi: 10.5812/aapm.32108. eCollection 2016 Jun.
  11.  DeGeorge KC, Ring DJ, Dalrymple SN. Treatment of the Common Cold. Am Fam Physician. 2019;100(5):281–289.
  12.  Abdullah B, Lazim NM, Salim R. The effectiveness of Tualang honey in reducing post-tonsillectomy pain. Kulak Burun Bogaz Ihtis Derg. 2015;25(3):137–143. doi:10.5606/kbbihtisas.2015.00008
  13.  Anesth Analg. 2013 Sep;117(3):614-21. doi: 10.1213/ANE.0b013e318299a650. Epub 2013 Aug 6.
  14.  Complement Med Res. 2018;25(5):299-305. doi: 10.1159/000489560. Epub 2018 Aug 1.

Artículos relacionados

Mostrar Todos

Bienestar

5 productos esenciales para aliviar el estrés de forma natural

Bienestar

5 maneras naturales de reforzar la inmunidad contra el resfriado y la gripe

Bienestar

Las 9 mejores hierbas de la medicina china tradicional